Parasha-Balak

Parashat Balak: Cómo decir que no

Parashá Balak  

Cómo decir que no

 (Bamidbar / Números 22:2 – 25:9)

Viernes 7 de julio de 2017

Para comenzar:

Parashá – Resumen…

Balak, el Rey de Moab, asustado al saber que el Pueblo de Israel pasaría por sus tierras, le pide al hechicero Bilam que los maldiga para debilitarlos.

Bilam consulta con D’s y éste le dice en sus sueños que no acceda a la petición del Rey Balak. Bilam se niega un par de veces ante los emisarios del Rey, pero finalmente accede.

El hechicero monta su asna y se dirige hacia un monte para maldecir al Pueblo de Israel. En el camino, la asna se detiene al ver un ángel de D’s frente a ella. Bilam no ve el ángel y se enoja con la asna por detenerse y le pega. Milagrosamente la asna adquiere el habla y le explica a Bilam que ha visto un ángel de D’s y que por eso no puede avanzar. Bilam levanta la mirada y logra ver al ángel.

El ángel intenta persuadir a Bilam para que no maldiga al Pueblo de Israel, y le advierte que si lo hace, D’s pondrá palabras de bendición en su boca.

Bilam no hace caso y continúa su camino. Al llegar al monte intenta maldecir al pueblo, pero de su boca salen bendiciones.

Parshanut y Musar – Nuestro aprendizaje

Frente a la petición del Rey de maldecir al pueblo de Israel, Bilam se niega, duda, consulta a D’s, pero finalmente accede. Podemos imaginarnos un Bilam confundido y asustado, queriendo satisfacer al Rey, pero a la vez sabiendo que su conciencia le dicta otra cosa. Intenta negarse, pero no lo logra.

En esta historia hay un final feliz, ya que cuando va a maldecir al pueblo, D’s cambia sus palabras y las convierte en bendiciones.

Pero en nuestra vida no siempre el final es feliz. Muchas veces cedemos a las presiones, aun sabiendo que no deberíamos, y terminamos envueltos en situaciones incomodas o incluso dolorosas.

Esta Parashá nos invita a reflexionar sobre la tensión entre nuestra conciencia ética y las presiones externas.

Del Hebreo a tu mesa…

Los invitamos a conversar en familia alrededor de la mesa de Shabat:

  • Para conversar entre todos: ¿En qué situaciones hemos vivenciado la tensión entre nuestra conciencia y las presiones de otros? ¿Por qué nos cuesta a veces elegir seguir nuestra conciencia ética? ¿Qué tendrán en común esas situaciones?
  • Para conversar con nuestros hijos: ¿Por qué a veces las presiones sociales son tan fuertes y tan relevantes para nosotros? ¿Por qué nos cuesta tanto a veces decir “no”?
  • Para padres: Fortalezcamos en nuestros hijos la capacidad de negarse ante presiones cuando ellos sienten que no deben acceder. Aumentemos en ellos confianza en su propia conciencia ética, y enseñémosle a escucharse a sí mismos.
  • Ideas: Inventemos en familia situaciones donde hay presiones sociales a hacer algo que no queremos, y busquemos maneras alternativas para negarnos. Hay muchas formas de decir “no” sin exponerse a mayores presiones.

Agregar un comentario

Usted debe estar logeado para comentar